Menstruación irregular

Por el Equipo Editorial de Menopause Now | Actualizado: 31 enero, 2020

Damas

¿Sabías qué?

La menopausia ocurre solo después de que una mujer no ha tenido su período durante un año.

La menstruación irregular es, a menudo, uno de los primeros signos de que una mujer se acerca a la menopausia. Aunque los síntomas de alteraciones menstruales varían de una mujer a otra, en la mayoría aparecerán de tres a diez años antes de que la ovulación se detenga por completo. De hecho, solo el 10% de las mujeres llegan a la menopausia sin experimentar períodos irregulares.

Cuando las mujeres ingresan a la etapa de perimenopausia, sus hormonas reproductivas, de las cuales depende completamente el ciclo menstrual, comienzan a desequilibrarse, dando paso a períodos irregulares. Siga leyendo para obtener más información sobre la menstruación irregular, incluyendo sus síntomas, causas más comunes y opciones de tratamiento.

Que es la menstruación irregular

Acerca de la menstruación irregular

Cuando se habla de alteraciones menstruales, es útil comprender primero qué es un período "normal". Si bien cada mujer es diferente, un típico período menstrual ocurre en intervalos de 28 a 31 días, y el sangrado dura aproximadamente cinco días. La pérdida promedio de sangre durante un período normal es de dos a ocho cucharadas.

Si bien esta es la definición general de los períodos normales, algunas mujeres pueden experimentar la menstruación de manera diferente. Las alteraciones menstruales se caracterizan por presentar otros síntomas. Finalmente, lo que es irregular para una mujer puede ser normal para otra.

Los síntomas de menstruación irregular, para ser calificados como alteraciones, deben presentarse durante varios meses, y generalmente incluyen sangrado anormal y cambios en la duración de los ciclos menstruales.

Síntomas de menstruación irregular

Tipos de menstruación irregular

Un período menstrual irregular se caracteriza esencialmente por apartarse de lo que cada mujer considera como un ciclo normal. Sin embargo, existen síntomas específicos que pueden ayudar a determinar la menstruación irregular.

Irregularidades en cuanto a duración

  • Periodos poco frecuentes o muy frecuentes
  • Períodos perdidos

Irregularidades en cuanto al flujo

  • Cambios en el sangrado (escaso o abundante)
  • Coágulos de sangre de más de una pulgada (2.5 cm) de diámetro

Irregularidades en cuanto a intensidad del dolor

  • Calambres menstruales dolorosos

Fertilidad y menstruación irregular

Muchas mujeres se preguntan si su fertilidad se verá afectada cuando comienzan a experimentar alteraciones menstruales. Es importante recordar que el embarazo puede ocurrir en cualquier momento antes de la menopausia, incluso si se tiene menstruación irregular. Durante la perimenopausia, es posible pasar meses sin sangrado menstrual, pero incluso durante este tiempo, puede ocurrir la ovulación y es factible el embarazo.

Anovulación

La anovulación ocurre cuando los ovarios no liberan un óvulo durante un ciclo  menstrual, lo cual sucede a menudo con la menstruación irregular durante la menopausia. En esta etapa de la vida, es común que la mujer sangre sin que haya ovulación.

Casos especiales

Hay algunos casos especiales, tales como el uso de hormonas cíclicas, histerectomía incompleta y sangrado en la postmenopausia, que pueden asociarse con menstruación irregular, o incluso con total ausencia del período.

Causas de menstruación irregular

¿Sabías qué?

Una mujer promedio tiene 500 ciclos menstruales a lo largo de su vida, entre su primer período, que ocurre aproximadamente a los 12 años, y el último, justo antes de ingresar a la postmenopausia.

Varios factores pueden provocar períodos irregulares, pero para las mujeres que se acercan a la menopausia, la causa más probable es la fluctuación de los niveles hormonales. Estos cambios hormonales generalmente se experimentan entre los 45 y 55 años. El ciclo menstrual de cada mujer está indisolublemente vinculado a sus hormonas, particularmente estrógeno y progesterona, que impulsan todo el proceso. Cuando la producción de estas hormonas comienza a disminuir, aparece la menstruación irregular.

Para comprender mejor la causa hormonal de los períodos irregulares, es necesario conocer las funciones desempeñan las hormonas durante la menstruación.

Papel de las hormonas durante el ciclo menstrual

Si bien la menstruación está orquestada por diversas hormonas, la menstruación irregular está relacionada, principalmente, con fluctuaciones de estrógeno y progesterona.

Estrógeno

El estrógeno es responsable de engrosar el revestimiento uterino antes de la ovulación. A medida que una mujer se acerca a la menopausia, los niveles de estrógeno comienzan a descender, por lo que este revestimiento a menudo se elimina de forma irregular y puede provocar cambios en el sangrado, haciendo que el flujo menstrual se haga abundante o escaso.

Progesterona

La progesterona es crucial para la liberación de un óvulo, conocida como ovulación. También es responsable de controlar la intensidad y la duración del sangrado menstrual. Cuando la progesterona disminuye durante la menopausia, puede provocar menstruación irregular. Durante la anovulación, que es común en la perimenopausia, se reduce dramáticamente la producción de progesterona.

A medida que la producción de estas dos hormonas esenciales comienza a disminuir antes de la menopausia, los períodos generalmente se ven afectados. Antes de establecerse a un nivel consistentemente bajo, los niveles de estrógeno y progesterona fluctúan drásticamente y causan períodos irregulares.

Causas de la menstruación

Otras causas de menstruación irregular

Aunque el desequilibrio hormonal es una de las principales causas de menstruación irregular durante la menopausia, hay algunas condiciones de salud y desencadenantes del estilo de vida que pueden causar períodos irregulares.

Condiciones de salud

  • Trastornos de la alimentación
  • Síndrome de ovario poliquístico
  • Anormalidades uterinas (fibromas, quistes, pólipos y endometriosis)
  • Disfunción tiroidea
  • Síndrome del intestino irritable
  • Tuberculosis
  • Nacimiento reciente, aborto espontáneo o dilatación y legrado ("D y C")
  • Enfermedad del higado
  • Diabetes
  • Cáncer
  • Anemia

Disparadores de estilo de vida

  • Aumento o pérdida significativa de peso.
  • Sobre-ejercicio
  • Nutrición pobre
  • De fumar
  • El consumo de drogas
  • Cafeína
  • Consumo excesivo de alcohol
  • Aumento del estrés
  • Medicación
  • Amamantamiento

Cuando ver a un doctor

Las mujeres que comienzan a experimentar síntomas de menopausia, incluyendo períodos irregulares deben consultar con su médico. Las citas anuales para la realización del examen pélvico son una buena oportunidad para mencionar la menstruación irregular, especialmente si ocasiona síntomas molestos o preocupantes. Las siguientes son algunas buenas razones para llamar a su médico:

  • Periodos poco frecuentes o muy frecuentes
  • Períodos perdidos
  • Calambres menstruales dolorosos
  • Duración anormal del sangrado
  • Cambios en el flujo menstrual
  • Presencia de coágulos en el flujo
Menstruación cada dos semanas o 15 días Menstruación cada dos semanas o 15 días

Tratamiento para la menstruación irregular

Si está experimentando menstruación irregular, es una buena idea hablar con un profesional de la salud, a fin de descartar otras condiciones de salud, poco frecuentes pero graves, y determinar el tratamiento más adecuado.

Dicho esto, para la mayoría de las mujeres que ingresan a la premenopausia, la intervención médica generalmente no es necesaria. Los cambios en el estilo de vida, junto con suplementos naturales, a menudo constituyen la mejor manera de manejar la menstruación irregular, ya que el uso combinado de ambos enfoques puede no solo aliviar los síntomas, sino también tratar su causa subyacente.

Tres enfoques de tratamiento para menstruación irregular

El tratamiento para menstruación irregular considera tres enfoques: (1) Cambios en el estilo de vida, (2) Terapias alternativas y (3) Medicamentos, los cuales se pueden combinar, según sea necesario, dependiendo de cada caso individual. Los medicamentos generalmente constituyen la última opción, y se usan solo cuando todas las demás opciones han demostrado ser ineficaces.

1

Cambios en el estilo de vida

Los cambios en el estilo de vida constituyen la forma más segura y menos invasiva de tratar las alteraciones menstruales, pero requieren de determinación y autocontrol. En la mayoría de casos, sencillos ajustes en la rutina diaria pueden no solamente aliviar los síntomas de menstruación irregular, sino también mejorar la salud en general.

El estilo de vida y los hábitos de una mujer pueden afectar en gran medida todos los síntomas de la menopausia, incluyendo la menstruación irregular. Por ejemplo, llevar un estilo de vida sedentario, o consumir alcohol y cafeína en exceso, puede exacerbar las alteraciones menstruales. Además, el aumento del estrés, debido a responsabilidades profesionales o demandas familiares, puede incrementar la severidad de los periodos irregulares.

Ajustes de estilo de vida para aliviar la menstruación irregular

  • Hacer más ejercicio (idealmente cinco días a la semana).
  • Disminuir la ingesta de carbohidratos refinados.
  • Complementar la nutrición con multivitaminas y otros suplementos.
  • Reducir el consumo de alcohol y cafeína.
  • Considerar la meditación, el yoga, la visualización u otros métodos para aliviar el estrés.
  • Consumir mucha agua para mantener una adecuada hidratación.
  • Usar medicamentos antiinflamatorios para aliviar los dolores menstruales.
  • Aumentar el consumo de frutas y verduras.

Los cambios en el estilo de vida pueden ser una forma efectiva y saludable de controlar los períodos irregulares, pero puede ser difícil implementarlos. Además, si bien benefician enormemente la salud y el bienestar en general, no abordan una de las principales causas de menstruación irregular: el desequilibrio hormonal. La buena noticia es que los tratamientos alternativos pueden aliviar las alteraciones menstruales al equilibrar las hormonas de una manera segura y natural.

2

Terapias alternativas

Los tratamientos de medicina alternativa conllevan poco o ningún riesgo, y pueden considerarse un método altamente efectivo para regular los períodos.

Este enfoque de tratamiento para menstruación irregular incluye varias opciones. En general, los suplementos herbales se consideran el tratamiento óptimo, aunque algunas mujeres pueden encontrar alivio de otras técnicas, incluyendo los masajes terapéuticos. Aunque cualquiera de estos métodos puede ser útil,  las mujeres suelen preferir los suplementos herbales, principalmente porque requieren un menor compromiso de tiempo y dinero, además de ser muy efectivos para tratar el desequilibrio hormonal, una de las principales causas de menstruación irregular. 

En lo que respecta a suplementos herbales, existen principalmente dos tipos que abordan específicamente el desbalance hormonal: fitoestrogénicos y reguladores de hormonas.

Suplementos fitoestrogénicos

Suplementos como cohosh negro y ginseng contienen compuestos vegetales similares al estrógeno humano, conocidos como fitoestrógenos. Si bien consumir este tipo de suplementos es una buena forma de equilibrar los niveles de estrógeno, su uso a largo plazo no se recomienda, ya que pueden afectar la capacidad del cuerpo para producir hormonas reproductivas, y eventualmente causar una mayor disminución.

Suplementos reguladores de hormonas

Suplementos como Macafem no contienen ningún tipo de hormonas, pero nutren y estimulan las glándulas endocrinas, promoviendo óptimos niveles hormonales. En última instancia, esto conduce a un equilibrio endocrino, no solo de estrógeno sino también de progesterona, que también influye en la regularidad del ciclo menstrual. Además, estos suplementos están prácticamente libres de efectos secundarios, por lo que se consideran más seguros y efectivos en el tratamiento para menstruación irregular y otros síntomas de la menopausia.

Una combinación de estos dos enfoques (cambios en el estilo de vida y suplementos herbales) es a menudo la forma más efectiva de tratamiento. Sin embargo, en casos extremos y poco frecuentes las alteraciones hormonales pueden revestir mayor gravedad, y requerir de tratamiento médico especializado. Las mujeres que experimentan dolor intenso, flujo excesivo o irregularidades extremas en sus períodos pueden optar por el tercer enfoque: las opciones farmacológicas y quirúrgicas.

Tratamiento para la menstruación irregular
3

Opciones farmacológicas y quirúrgicas

Las intervenciones en el tercer nivel implican el mayor riesgo y, a menudo, los costos más altos. Sin embargo, a veces son necesarios en casos de menstruación irregular donde podría existir una afección subyacente más grave.

El tipo de tratamiento médico para los casos extremos de período menstrual irregular dependerá de la causa subyacente. Por ejemplo, los fibromas uterinos (pequeños crecimientos no cancerosos) a veces requieren extirpación quirúrgica, aunque esto depende del tamaño, la ubicación, el número y la gravedad de los síntomas. En casos raros, puede ser necesaria una histerectomía, la extirpación total o parcial de los órganos reproductores femeninos. Las mujeres que experimentan sangrado anormal después de la menopausia también pueden requerir tratamiento médico.

En el mundo occidental, la medicación más común para tratar los períodos irregulares de la menopausia es la terapia de reemplazo hormonal (TRH), la cual puede ser una forma rápida y eficaz de combatir el desequilibrio hormonal pero, desafortunadamente, conlleva el riesgo de efectos secundarios graves, incluyendo riego elevado para ciertos tipos de cáncer.

En 1991, los Institutos Nacionales de Salud lanzaron un nuevo estudio para investigar los pros y los contras de la TRH, la Iniciativa de Salud de la Mujer. Sin embargo, el estudio se detuvo 11 años después, cuando se descubrió que el uso de hormonas artificiales aumenta el riesgo de cáncer de mama, cáncer de ovario, enfermedad cardíaca y accidente cerebrovascular.

Otros medicamentos, como los anticonceptivos hormonales, también pueden aliviar los períodos irregulares. Sin embargo, es importante comprender que los medicamentos y la cirugía tienen un alto riesgo de efectos secundarios. De hecho, algunos de estos efectos secundarios pueden eclipsar cualquier beneficio potencial. Al considerar este tercer nivel de enfoque, siempre es mejor hablar con un profesional de la salud antes de intentar cualquier tratamiento.

Los tres enfoques antes descritos (ajustes de estilo de vida, terapias alternativas y medicamentos), no son mutuamente excluyentes. Cada vez más mujeres descubren que una combinación de cambios en el estilo de vida y suplementos herbales reguladores de hormonas es la mejor y más efectiva forma de regular sus períodos.