Alergia durante la menopausia

Datos verificados

Por el Equipo Editorial de Menopause Now | Actualizado: 06 agosto, 2020

Damas

Acerca de las alergias

Una reacción alérgica tiene lugar cuando el sistema inmunitario responde de manera inusual ante sustancias que generalmente son inofensivas para la mayoría de las personas. Quizás el ejemplo más común es la alergia conocida como rinitis alérgica, o fiebre del heno, en cuyo caso el alérgeno que provoca los síntomas es el polen de las plantas.

En los diferentes tipos de alergias, el sistema inmunitario identifica erróneamente ciertas sustancias como dañinas y, en un intento de proteger el cuerpo, produce un tipo de anticuerpo conocido como inmunoglobulina E (IgE), que da origen a la reacción alérgica al provocar reacciones químicas en ciertas células, liberando una molécula llamada histamina en el torrente sanguíneo. La histamina es responsable de la inflamación en los tejidos, así como de la secreción nasal, los estornudos, las erupciones cutáneas y otros típicos síntomas de alergia.  Una reacción alérgica puede presentar desde síntomas relativamente menores hasta una condición extrema que amenaza la vida, la cual se conoce como choque anafiláctico, o anafilaxis.

Síntomas de alergia

Debido a que existen muchos tipos de alergias, los síntomas también son múltiples, pudiendo variar de leves a severos, y llegando a causar cuadros complejos en algunas personas. A una reacción alérgica extremadamente severa, que compromete la vida, se la conoce como choque anafiláctico, o anafilaxia. Aunque ocurre en casos raros, si no se trata puede causar problemas de salud muy graves, o incluso la muerte. A continuación se enumeran los síntomas de alergia más comunes, tanto leves como moderados y severos.

Síntomas leves

  • Erupción
  • Ojos llorosos y con picazón
  • Congestión
  • Estornudos
Síntomas leves de alergia

Síntomas moderados

  • Picazón
  • Dificultad para respirar
Síntomas moderados de alergia

Síntomas severos

  • Diversos grados de hinchazón que pueden dificultar la respiración y la deglución
  • Dolor abdominal
  • Calambres
  • Vómitos
  • Diarrea
  • Confusión mental o mareos
Síntomas de alergia

Tipos de alergia

¿Sabías qué?

Un estudio reciente determinó que las mujeres perimenopáusicas que no habían tenido sus períodos durante seis meses experimentaron un aumento del 80% en los síntomas respiratorios asociados con el asma en comparación con las que menstruaban regularmente.

Muchas personas tienen alergia al pelo y la caspa de los animales, al polen y a ciertos alimentos. Sin embargo, prácticamente cualquier sustancia puede desencadenar una reacción alérgica. La Administración de Drogas y Alimentos de los Estados Unidos (FDA) reconoce ocho alimentos o compuestos alimenticios como alérgenos comunes: maní, nueces, huevos, leche, mariscos, pescado, trigo, soja y sulfitos (compuestos que a menudo se encuentran en saborizantes y colorantes de alimentos). El mundo está lleno de potenciales alérgenos, que pueden provocar diversos tipos de alergias, siendo los más comunes:

  • Rinitis alérgica. Esta es la reacción alérgica más común y se refiere a los síntomas nasales causados por el polen de las plantas; también se la conoce como fiebre del heno y suele presentarse de manera estacional.

  • Asma. Esta condición respiratoria es el resultado de la inflamación y los espasmos en los conductos pulmonares.

  • Conjuntivitis alérgica. Consiste en la inflamación de las capas de tejido que cubren la superficie del globo ocular y la parte inferior del párpado.

  • Dermatitis atópica. También conocida como eczema, es una reacción que puede ser provocada por alergias alimentarias, aunque generalmente no es causada por contacto de la piel con un alérgeno. Suele asociarse con la rinitis alérgica.

  • Urticaria. Consiste en reacciones cutáneas, tales como hinchazón con picazón, y pueden ocurrir en cualquier parte del cuerpo.

  • Choque anafiláctico. Esta es una reacción alérgica extrema potencialmente mortal, que puede afectar varios órganos al mismo tiempo. Esta respuesta generalmente ocurre después de consumir un alérgeno alimentario o experimentar una picadura de abeja.

Causas de las alergias

Aunque es cierto que las alergias consisten en una reacción inmunológica ante ciertas sustancias, también es correcto afirmar que las diferentes células del sistema inmunitario están influenciadas por el estrógeno. Es por ello que cuando ocurren fluctuaciones hormonales el sistema inmune puede verse afectado, haciendo que las mujeres sean más propensas a sufrir de diferentes tipos de alergias.

¿Sabías qué?

Si los padres no tienen alergias, la probabilidad de que un niño las experimente es de aproximadamente el 12%; pero si uno de los padres es alérgico, el riesgo aumenta al 30-50%, y si ambos son alérgicos, el riesgo es de 60-80%.

Al iniciar la perimenopausia, el cuerpo de una mujer se prepara para dejar de menstruar de forma permanente. Como parte de este proceso de transición hacia la menopausia, la producción de hormonas reproductivas comienza a fluctuar y a disminuir drásticamente.

Los cambios en los niveles hormonales pueden tener un impacto significativo en la frecuencia y la gravedad de los síntomas de alergia. Aunque los mecanismos aún no se comprenden del todo, las alteraciones hormonales se asocian frecuentemente con el desarrollo de diversos tipos de alergias, así como con la intensidad de los síntomas, particularmente en el caso de la rinitis alérgica, el asma y la dermatitis.

Causas de las alergias

Factores desencadenantes de alergias

Junto con las causas hormonales, otros factores, tales como la dieta, ciertos medicamentos y el estrés, pueden aumentar la susceptibilidad a sufrir de algún tipo de alergia o intensificar los síntomas. Afortunadamente, existen diversas opciones de tratamiento para la alergia, las cuales se detallan a continuación.

Tratamientos para las alergias

Afortunadamente, existen numerosas opciones de tratamiento para las mujeres que sufren de alergias. Al momento de tomar decisiones con respecto al manejo de los síntomas, es importante considerar, en primera instancia, las opciones de tratamiento menos riesgosas.

Esto significa que realizar sencillos cambios en el estilo de vida es el mejor punto de inicio para aliviar los síntomas de alergias. Por ejemplo, cerrar las ventanas de la casa para evitar la entrada de polen o adquirir un buen filtro de aire, que pueda reducir drásticamente la presencia de alergenos en el ambiente, son solo un par de ejemplos de lo que se puede hacer en casa para minimizar el impacto de las alergias.

Por lo general, combinar cambios de estilo de vida con terapias alternativas dará mejores resultados. La medicina alternativa puede incluir desde hierbas y suplementos hasta técnicas de relajación, como la aromaterapia, aunque algunos métodos son más efectivos que otros. Cuando busque terapias alternativas, tenga en cuenta que las alergias están asociadas con alteraciones endocrinas, por lo que es recomendable optar por un tratamiento que equilibre los niveles hormonales, ya que esto contribuirá en gran medida a reducir las reacciones alérgicas.

Tratamientos para las alergias

Finalmente, si los síntomas persisten incluso después de implementar los dos primeros enfoques, hay una gran variedad de medicamentos y tratamientos de desensibilización que pueden explorarse. Por ejemplo, las vacunas antialérgicas, los medicamentos recetados o los medicamentos de venta libre pueden brindar alivio. Sin embargo, este enfoque generalmente viene con una serie de efectos secundarios.

Ingrese en el siguiente enlace para conocer tratamientos específicos para las alergias, comenzando por cambios en el estilo de vida, para luego pasar a medicina alternativa y, finalmente, si esas opciones no parecen ayudar, medicamentos. Un eficaz tratamiento para la alergia suele combinar cambios de estilo de vida y medicina alternativa.