4 datos que debe conocer sobre los ejercicios de Kegel

Por Fiorella M. | Actualizado: 20 marzo, 2019

Damas

Sin lugar a dudas, los ejercicios de Kegel tienen un gran impacto en la salud de las mujeres con incontinencia urinaria, y probarlos es la mejor manera de apreciar sus beneficios. Continúe leyendo para conocer cuatro datos esenciales sobre de los ejercicios de Kegel para mujeres, y descubra por qué el método Kegel es tan popular para aliviar los incomodos síntomas que genera la incontinencia urinaria durante la menopausia.

4 datos que debe conocer sobre los ejercicios de Kegel
1

Los ejercicios de Kegel funcionan

Los ejercicios de Kegel a menudo se prescriben para condiciones que a muchas mujeres les resultan embarazosas, como el estrés, la urgencia urinaria, o la incontinencia fecal. Comenzar a practicar el método Kegel significa dar un paso hacia el alivio. Esta técnica es considerada como una de las formas más rápidas y efectivas de fortalecer el área pélvica, incluso para aquellas personas que no tienen problemas de incontinencia.

2

La técnica es simple

Al realizar ejercicios de Kegel se contraen los músculos del suelo pélvico, como cuando se intenta detener el flujo de orina a la mitad y luego liberarla en intervalos. A muchas les resulta útil aplicar la técnica cuando van al baño, un par de veces al día, para tomar conciencia de este importante grupo muscular.

Muchas mujeres no saben cómo hacer ejercicios de Kegel. Las direcciones son muy sencillas: Después de vaciar la vejiga, contraiga los músculos pélvicos durante cinco segundos, para luego reposar durante otros cinco segundos. Repita esto 10 veces en tres series por día. Con el tiempo, la duración de los intervalos puede aumentar. Al principio puede ser difícil, pero a medida que pasa el tiempo el tono muscular en el área pélvica mejorará naturalmente.

3

Es mejor comenzar a practicar en casa

Al igual que con cualquier músculo del cuerpo, puede tomar tiempo notar los cambios. Por esta razón, se recomienda realizar las primeras sesiones de ejercicios de Kegel en casa, especialmente en el caso de mujeres que experimentan incontinencia urinaria y descubren que el esfuerzo inicial puede causar fugas. Escoger un lugar cómodo para practicar este método también puede reducir la ansiedad, lo que facilita la concentración. Después de un tiempo, la práctica puede llevarse a cabo en cualquier lugar, incluso en la oficina o en el automóvil.

4

Los resultados valen la pena

Cuando se realizan de forma regular, los ejercicios de Kegel han demostrado ser eficaces para reducir e incluso controlar la incontinencia, así como para disminuir la sequedad vaginal y tratar la pérdida de libido, condiciones que son comunes en mujeres que pasan por las diferentes etapas de la menopausia. Agregar a su rutina diaria ejercicios para la incontinencia, particularmente el método Kegel, así como adoptar hábitos saludables, puede mejorar muchísimo estos y otros síntomas relacionados con la menopausia.

Lea todo acerca de los tratamientos para la incontinencia centrados en opciones naturales y efectivas para restablecer el equilibrio hormonal, culpable de la mayoría de los síntomas de la menopausia.